A mi sí que me duele…

¿Te ha pasado alguna vez que le cuentas a alguien un problema y el otro te contesta que lo suyo sí que es importante? A mí me sucede todo el tiempo. Es como si mi vida fuera una broma insustancial y la suya una tragedia griega como mínimo.

Por ejemplo, el otro día le dije a Paco que me había quedado sin papel higiénico en el baño y tuve que usar una revista vieja. Él me miró con desdén y me dijo: «Eso no es nada, yo ayer tuve que usar una hoja de lechuga». Y se quedó tan tranquilo.

Otra vez le comenté a mi hermana que me había roto una uña y me dolía mucho. Ella me soltó: «Eso no es nada, yo el mes pasado me rompí el dedo meñique del pie y tuve que ir al hospital». Y se puso a enseñarme la radiografía.

Y así con todo. Parece que nadie se interesa por lo que me pasa a mí, salvo si les sirve para colocarme sus rollos, solo por lo que les pasa a ellos. Y lo peor es que siempre tienen algo más grave, más dramático o más ridículo que contar.

Yo creo que hay gente que tiene un complejo de superioridad inverso. Es decir, que se creen mejores que los demás porque sufren más o tienen más problemas. Y se dedican a competir por ver quién la tiene más difícil.

Pero yo no soy así. Yo soy una persona sencilla, humilde y empática. Me gusta escuchar a los demás y comprender sus sentimientos. No necesito compararme con nadie ni hacerme la víctima.

Por eso, cuando alguien me dice que lo suyo sí que es importante, yo solo sonrío y asiento. Y pienso: «Pues vale, pero yo sigo sin papel higiénico».

«`

¡Suscríbete y te regalo una rosquilla!

Al suscribirte manifiestas tu acuerdo con nuestra política de privacidad. Puedes darte de baja en cualquier momento.

1 comments

  1. Guille
    28/08/2023 at 18:06 — Responder

    Este paco como es macho,Julio se vas al medico los abuelos tambien comentan que lo suyo es peor que lo de los demas jejeje

Deja una respuesta

Lo Que Captura La Mirada background image